Algo huele a podrido en Dinamarca

Subo un nivel y creo mi propio blog. Pajas mentales, diarreas cerebélicas y kárcheres lóbulo-parietales, aquí.

Y para empezar, esto:  Gracias Youtube por no dejarme subir un vídeo de Nach (raro de la hostia en mí, lo sé) con el que os quería obsequiar en mi primer post así que cambio radical de tema para hablaros de uno de los más grandes diseñadores de todos los tiempos, Saul Bass.

Con amplios y diversos trabajos en el mundo de la publicidad fue, en cambio, en el mundo cinematográfico dónde dejó una huella más profunda, llevando los siempre anodinos carteles y títulos de crédito a una nueva dimensión.

Influenciado por la estética modernista desde su época en el Brooklyn College, fundó la Saul Bass&Associates para desafiar el diseño convencional y poner en práctica sus propuestas acordes con sus propios principios.

Trabajó durante más de 50 años con los directores más importantes entre los que destacan:

  • Otto Preminger: fue el director con el que mantuvo una relación más prolífica y durante más tiempo (25 años).  Trabajó en films como El hombre del brazo de oro (1955) o Anatomía de un asesinato (1959), en los que hizo gala de su peculiar estilo, abstracto y geométrico; un estilo que convulsionó los títulos de crédito y, en cierto modo, se constituyó en pionero de la nueva tendencia en el diseño cinematográfico que buscaba provocar en el espectador una serie de reacciones psicológicas y emocionales, preparándole de este modo para la película que seguía. 

 

  • Alfred Hitchcock: colaboraron juntos en Vértigo (1958), Con la muerte en los talones (1959) y Psicosis (1960) – de la que se dice rodó la famosa escena de la ducha, -. Obtuvo un gran reconocimiento por su trabajo en estas tres películas llegando Scorsese a decir: “Bass modeló secuencias de título, como un arte, creando en algunos casos, como Vérigo de Hitchcock, un pequeño film dentro de un film. Su composición gráfica en movimiento funciona como un prólogo a la película -estableciendo el tono, preparando el ánimo y prefigurando la acción”. 

  • Martin Scorsese: trabajaron juntos en Goodfellas (1990), El cabo del miedo (1991), La edad de la inocencia (1992) y Casino (1995).

Este viernes se estrena la nueva película de los Coen, Burn after reading, cuyo póster rinde homenaje a este visionario del diseño.

Por último os dejo un par de vídeos con un resumen de los títulos de crédito que diseñó. (Altamente recomendables).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: